Origen y desarrollo del Reiki

mikao usui

Breve semblanza de cómo llega el Reiki hasta nuestros días.

Mikao Usui nace el 15 de agosto de 1865 en Japón. Hombre estudioso, a pesar de sus constantes dificultades económicas logró estudiar en China, Europa y Estados Unidos. Logró doctorarse en Teología y gracias a que aprendió a leer el sánscrito, pudo obtener en algunos monasterios del Tíbet las claves ancestrales de determinados métodos y símbolos utilizados en la sanación espiritual. Lo que actualmente conocemos como Reiki, se utilizaba en la India desde la época de Gautama Siddhartha, y Mikao Usui tuvo acceso a textos en los que se mencionan los ritos y oraciones para invocar a deidades sanadoras.

Las constantes preguntas de sus alumnos en la Universidad de Kyoto, Japón en relación a la forma en que Jesucristo sanaba a sus semejantes, fue la razón principal por la que Mikao Usui empezó a realizar sus investigaciones. Al traducir del sánscrito un texto en un monasterio budista en la India, halló el procedimiento terapéutico junto con cuatro misteriosos símbolos, pero no la forma en cómo activar ni la energía ni los símbolos; esto lo llevó a realizar un retiro de 21 días en el monte Koriyama (algunos autores le llaman Kurama), con el fin de obtener, a través del ayuno y la meditación, la fórmula definitiva para descubrir la manera de aplicar el método y cómo activar esos extraños símbolos.

Finalmente, en el día 21 de su meditación, empezaron a revelársele los símbolos y la manera de activarlos para generar el proceso de sanación. Mikao Usui descendió inmediatamente del monte Koriyama, feliz de saber por fin esa extraña manera en que Buda y Jesús realizaban sus sanaciones. A esta maravillosa energía, le puso el nombre de Reiki, muy probablemente con base en una antigua técnica japonesa de sanación llamada Rei-Jyutsu.

A partir de ese momento, Mikao Usui se dio a la tarea de sanar y enseñar Reiki a mucha gente, entre las que destacan Chujiro Hayashi, quien en 1925 es formado Maestro en Reiki. Años después, muere Mikao Usui en 1930.

Hayashi abre una clínica en Tokyo en la que tiene como paciente a una mujer, Hawayo Takata, prácticamente desahuciada por múltiples padecimientos, y quien de manera sorprendente responde satisfactoriamente al tratamiento.

Después de constantes súplicas, Hayashi accede enseñarle Reiki a Takata, haciéndola Maestra en esta disciplina. Años más tarde, una vez terminada la Segunda Guerra Mundial y poco después de la muerte de Chujiro Hayashi, Hawayo Takata empieza a difundir el Reiki en Estados Unidos, Canadá y Europa.

La señora Hawayo Takata fallece en 1980 y su nieta, Phyllis Furumoto, es quien continúa con la noble tarea de dar a conocer el Reiki.

En la actualidad, las personalidades más sobresalientes en el mundo del Reiki, desde mi personal punto de vista, son el Maestro Hiroshi Doi, el Maestro William Lee Rand, el Maestro Antonio Moraga, el Maestro Patrick Zeigler y el Maestro Adolfo Lobato.