Terapias Reiki. Desarrollo del tratamiento

El tratamiento de Reiki

reiki terapia

Que esta energía de Reiki sea para tu mayor bien.

Antes de iniciar una terapia, se deslizan ambas manos a los lados del cuerpo de la persona receptora. Empezamos a partir de la cabeza y nos vamos desplazando poco a poco hasta llegar a los pies. Esto es lo que suele llamarse en Reiki “apertura del aura” o “alisamiento áurico”. Una de las funciones de este ejercicio de apertura áurica es provocar una empatía con el campo áurico del receptor, y otra es detectar algún desequilibrio energético en el individuo al pasar nuestras manos sobre este cuerpo sutil.

Una vez hecha la apertura, nos dirigimos, con nuestras manos en posición de oración, de nuevo hacia la cabeza del receptor, le preguntamos su nombre y qué es lo que desea sanar, y decimos la siguiente frase o algo semejante a:

“Ofrezco esta energía de Reiki al ser espiritual (nombre de la persona) para que tenga que sanar lo que tenga que sanar, tenga que aprender lo que tenga que aprender, y de ser posible, sane de: (y se dice el propósito de la sanación)”

Al concluir todas las posiciones de la terapia, volvemos a hacer el alisamiento áurico, pero esta vez comenzamos por los pies y terminamos en la cabeza. Esto ayuda en gran medida a disipar cualquier exceso de energía que se hubiese acumulado durante la terapia. Te sugiero que pongas mucha atención a las instrucciones de tu Maestro al practicar este ejercicio y así también tener siempre en cuenta los siguientes puntos tanto en auto terapia como en terapia integral:

Siempre usar ambas manos con las palmas orientadas hacia abajo, evitando ejercer presión al posarlas sobre el cuerpo.

Nunca se separan los dedos.

Aplicar Reiki de tres a cinco minutos (según te vaya guiando la intuición) en cada posición. (Nota: este curso incluye un CD de música original compuesta por el autor de este manual. Al transcurrir la música, cada tres minutos sonarán unas campanitas sugiriéndote que hagas cambio de posición de manos -tú decides si haces el cambio o te esperas un poco más en esa zona del cuerpo-. La función del CD es evitarte el uso del reloj u otra distracción. Así que puedes, si lo deseas, estar dando la terapia con los ojos cerrados, controlando tu respiración, inclusive hasta en estado de meditación, y no habrá nada que te distraiga y sólo tienes que esperar la indicación de las campanitas del CD).

Por lo general, siempre son las mismas posiciones de las manos las que se utilizan para auto terapia como terapia integral.

Cuando se da terapia a otra persona, debe evitarse tocar senos y zona genital. En estos puntos, las manos se colocan ligeramente elevadas de las partes mencionadas.

En quemaduras o casos de dermatitis, no se hace contacto directo con la piel.

Dar una terapia de Reiki SIEMPRE implica la previa aprobación de quien la va a recibir.

Una sanación en grupo consiste básicamente en que dos o más sanadores le dan Reiki a un sólo receptor. En este caso, se designa a uno de los integrantes del grupo para que dirija e indique los cambios de posición de las manos de cada uno de los participantes en la terapia, ya sea usando una pequeña campana tibetana, un gesto con la mano o el CD incluido en este manual, pero nunca de forma verbal. En este tipo de terapias, solo se requiere una sesión de quince a veinte minutos, ya que la energía que se genera por parte del grupo sanador es mucho mayor que cuando se aplica en forma individual.

Nota muy especial: con mucho cariño y respeto quiero reiterarles a todos mis queridos amigos con capacidades especiales, que cualquier técnica de aplicación de Reiki que con base en sus posibilidades físicas quieran desarrollar, ES COMPLETAMENTE VÁLIDA. No deben olvidar que es el ser espiritual (que todos tenemos) el que se encarga de activar y dirigir esa maravillosa facultad que TODOS poseemos para canalizar Reiki. Lo que es muy importante también mencionar, es que todo aquel que quiera dar Reiki, PRIMERO tiene que ser iniciado por un Maestro Certificado.

Reiki también puede aplicarse a los alimentos y al agua que bebemos con el fin de incrementar sus propiedades naturales. A los animales siempre y cuando quieran recibirlo ya que por lo regular son muy inquietos y solo aceptan Reiki por algunos momentos. A las plantas y árboles. Cuando aprendamos a enviar la energía a distancia, ¡seremos capaces de enviar Reiki a todo el planeta!